Independentismoa-antikapitalismoa-autogestioa-oroimena-komunismoa-herria-kontrainformazioa-duintasuna-formakuntza-parekidetasuna-borroka-elkartasuna-eztabaida-sozialismoa-lurralde batasuna-antinperialismoa-dialektika-iraultza-euskara-amnistía-nortasun nazionala-internazionalismoa-langileria-kultura-erresistentziak

2009/11/20

MOVIMIENTOS NAZI-FASCISTAS EN LA FEDERACION RUSA

Este Articulo pretende acercarnos a lo que sucede en torno a los ataques y a las muertes de contenido xenofobo y racista que se estan dando desde hace mas de diez años en la Federacion Rusa de manos princpalmente de organizaciones nazis y fascistas asi como por parte de grupos paramilitares. En lo que va de año dos jovenes antifascistas ligados a la cultura skinhead han muerto a manos de estos grupos. El ultimo, Ivan Khutors, muerto a balazos el pasado dia 16 de noviembre.



ANTECEDENTES DE LA EXTREMA DERECHA RUSA
Para ahondar en las raices historicas que puedan encontrarse en los actuales movimientos de extrema derecha en lo que hoy es la Federacion Rusa nos remontaremos hasta principios del siglo XX en donde los campesinos y trabajadores mostraban una hostilidad antiestatal manifiesta, debido a antecedentes autoritarios previos a 1861.

Mientras, el patriotismo se daba principalmente en las zonas urbanas y en las clases medias. En esta clase media existían dos tendencias patriotas, unos, influenciados por industriales que pretendían un capitalismo diferente a los modelos extranjeros y otros que estaban caracterizados por una xenofobia hacia los habitantes no rusos.

Influenciados por estas tendencias durante el fallido intento revolucionario por parte de fuerzas de izquierda de 1905 destacaran en los progroms las Centurias Negras, grupos de activistas de extrema derecha. El patriotismo xenófobo, también antisemita, se plasmara en la organización Unión del Pueblo Ruso (UPR) que mantendrá actividad hasta 1908.

Tras la victoria de la revolución de 1917 en la que los bolcheviques accedieron al poder, miles de exiliados de los Ejercito blancos (contrarrevolucionarios) se repartirán por el mundo y en estas circunstancias se crearan las condiciones para los intentos organizativos del fascismo ruso. En 1934 el Partido Fascista Ruso, creado en Manchuria en 1931 y dirigido por Rodzaevski, se fusionara con otro partido de similares características y fundado en los EEUU, creándose el Partido Fascista Pan-Ruso en 1934, cuya principal función será la de infiltración de propaganda en la URSS desde Manchuria.

Mientras, en Europa, en los círculos de exiliados también se empiezan a dar movimientos de corte parafascista. En 1930 se crea la Unión de Solidaristas Rusos (NTS), una organización derechista que recibirá el apoyo de medios alemanes anticomunistas. Con el ascenso de Hitler al poder muchos exiliados vieron en el nacionalsocialismo el nuevo orden que haría desaparecer a la URSS. En Munich, numerosos exiliados rusos que habían militado en UPR tomaron parte en las filas nazis. En 1933 influenciado por los acontecimientos se crea en Berlín el Partido Nacionalsocialista Ruso (RNSD), dirigido por Swetosaroff y que promoverá una política favorable al nuevo estallido de una guerra civil en territorio soviético.

En la orbita de la URSS, en el seno del nacionalismo ucraniano se reprodujeron tendencias favorables al nacionalsocialismo según el poderío militar nazi iba en aumento. Este pais conocio durante los primeros años de la revolucion de octubre un fuerte movimiento anarquista que llevo a cabo procesos de comunismo libertario que terminaron siendo destruidos por los Ejercitos blancos y por la propia maquinaria de guerra del Ejercito Rojo.

Tras la ocupación de la URSS en 1941 las tropas invasoras recibirán ayuda de la población y de grupos armados nacionalistas. En este contexto se produce la división en el nacionalismo ucraniano con la creación de dos gobiernos autónomos en Kiev y en Lemberg que serán disueltos por el ejército alemán que a su vez organizara el Ejército de Liberación Ucraniano y las SS la División Galitza.

El propio interés de la Wehrmacht en establecer una ocupación clásica de tipo colonial hizo que no vieran con buenos ojos el colaboracionismo. Aun así se crearon unidades de apoyo a las tropas ocupantes. Una de las operaciones mas destacadas será la llevada a cabo por un miembro del Partido Fascista Pan-Ruso que establecerá una región autónoma con administración y brigada de combate propia. En general los partidos fascistas rusos no llegaron a controlar este tipo de operaciones militares, así lo demuestra el hecho de que el Ejercito de Liberación Ruso apenas tuvo lazos orgánicos con estos partidos.

El Estado soviético impulso frente a las fuerzas invasoras un marcado patriotismo que le llevo a recibir el apoyo de la Iglesia Ortodoxa. Al final de la guerra el líder fascista Rodzaevski entrara en la URSS a dar su apoyo al régimen ya que según una carta dirigida al dirigente soviético consideraba a Stalin como la personificación de lo que debía de ser el fascismo ruso. Fue encarcelado y posteriormente lo mataron al igual que a miles de personas que habían combatido con la Alemania nazi.

En el periodo de la URSS la economia planificada conbinada con iniciativas privadas e inversiones e infraestructuras extranjeras llevaron a la población a un aumento considerable del nivel de vida en todos los aspectos y a convertir al antiguo territorio del Imperio Ruso en una de las potencias economicas y militares mundiales. El culto a la personalidad de los dirigentes sovieticos fallecidos y un fuerte patriotismo ruso marcaron tambien esta epoca. La población rusa se manifestaba principalmente atea aunque algo menos de la mitad se declaraba cristiana (ortodoxa en su mayoria). Entre otras nacionalidades el Islam era parte de la vida diaria. El judaismo tambien conocio epocas de florecimiento. En la epoca de Stalin hubo periodos de fuertes persecuciones religiosas

Fascismo en la antigua URSS
Tras el colapso de la Unión de Republicas Socialistas Soviéticas (URSS) el capitalismo continúo extendiéndose y asentándose tanto en el gobierno como en la economía del Estado ruso. Estado que entre procesos independentistas de varias de sus republicas continúo controlando un extenso territorio el cual pasaría a denominarse Federación Rusa. Las 84 republicas de las que se componen, cuentan con 142 millones de habitantes, de 150 nacionalidades diferentes, en una superficie de más de 17 millones de kilómetros cuadrados.
Conviene no olvidar que tanto la URSS como la actual Federacion recogieron el legado territorial del Imperio Ruso que durante 4 siglos establecio mediante el instrumento de la guerra y la conquista las actuales fronteras. Tiempo mas que suficiente para el nacimiento de disputas territoriales, conflictos etnicos, inmigraciones y posteriores tensiones sociales...

Este proceso capitalista también se vivió en los demás estados que conformaban el conocido como Pacto de Varsovia y que agrupaba a los territorios bajo influencia de la Unión Soviética.

La crisis económica derivada del fin de la URSS provoco incertidumbre en muchos sectores de la población de estos lugares. Las fuerzas de extrema-derecha (hasta entonces semi ocultas) aprovecharon esto para lanzar sus mensajes racistas y xenófobos, paneslavistas imperiales y antioccidentales, antisemitas… acompañadas por apoyos más o menos explícitos a la constitución de gobiernos autoritarios bajo la excusa de combatir principalmente las mafias y la corrupción. Estos discursos han ido extendiéndose en todos estos territorios, en unos con más intensidad que en otros y han ido conformando un movimiento fascista con características determinadas y que han terminado consolidándose electoralmente en países como Rumania, Bulgaria, Hungría, Eslovaquia y la Federación Rusa.

Ideología fascista
En las construcciones ideológicas del movimiento nazi-fascista en los países del Este de Europa, ha tenido un considerable peso el antisemitismo. Esta es una constante histórica de las fuerzas de extrema derecha rusas. A finales del siglo XIX recogieron la tradición reaccionaria antiliberal del siglo XVIII que situaba a los judíos como principales protagonistas de una conspiración, falsa, inspirada en la Revolución francesa. En 1905 los servicios secretos del régimen zarista dieron forma y extendieron esta teoría antisemita en la obra Los protocolos de los Sabios de Sion. Teoría de la conspiración que en la actualidad sirve de eje de este tipo de organizaciones de extrema derecha como parte del adoctrinamiento de sus seguidores. Es habitual por parte de políticos y columnistas de estos movimientos que tachen al enemigo político con el termino judeo en sentido despectivo.

Centrándonos en la Federación Rusa, encuestas a las que otorgamos fiabilidad señalaban que una cierta parte de la población que reconocía tendencias racistas o xenófobas, las mostraba hacia determinadas nacionalidades de la militarmente tensionada zona caucásica, georgianos, azerbayanos, armenios, chechenos… Y es que es en el Caucaso en donde se juegan una importante parte de las estrategias geopolíticas de las potencias capitalistas. Esto ha provocado intervenciones imperialistas dirigidas por el Kremlin, genocidios, cruentas guerras por conflictos territoriales… y como resultado decenas de miles de refugiados y emigración.

La misma encuesta señala que un alto porcentaje de la población no muestra prejuicios raciales, aunque la tendencia electoral hacia posiciones y planteamientos ultraderechistas es una realidad.

Un claro exponente de esta tendencia en la sociedad de la actual Federación Rusa la encontramos en el Partido Liberal Democrático de Rusia (LDPR) dirigido por Vladimir Zhirinovsky. Es un partido que no se corresponde con la definición de demócrata ni liberal y entronca con la tendencia autoritaria, muestra de ello es que nunca han votado en contra de Putin pese a ser rivales políticos. El apoyo “patriótico” a Putin se da incluso desde históricos políticos ligados al pasado soviético como es el caso de Valentín Varennikov, un militar recientemente fallecido, miembro del Partido Comunista y condescendiente con el autoritarismo del Kremlin.

El LDPR Se presenta a las elecciones con un lenguaje xenófobo, ultra-nacionalista y antisemita que ha cosechado buenos resultados electorales y su líder se jacta de recibir el voto de sectores populares mas necesitados.

Estallido de la violencia
Tras las guerras desatadas por el Ejército ruso contra la republica independiente de Chechenia en los periodos comprendidos entre los años 1994 y 1996 por un lado y 1999 y 2002 por otro, una serie de acontecimientos van a sacudir al territorio de la Federación Rusa:

Por un lado, los crímenes de guerra que muchos de los combatientes del Ejército ruso perpetraron en Chechenia (donde alrededor de 200 mil civiles murieron). Por otro lado están los atentados contra la población civil, siendo su autoría atribuida a la resistencia chechena (de corte islámica tras la segunda guerra), pero otros tantos señalaran a los aparatos de Estado.

En este contexto de violencia y de terror, el aumento de las agresiones por parte de grupos ultraderechistas ira en aumento en especial contra refugiados y personas originarias de la zona del Caucaso.

En el 2002 desde el Kremlin se pondrá en marcha la Ley Federal 114-FZ, conocida como “anti-extremismo” y que había comenzado a gestarse en el 2001 tras los atentados del 11 de septiembre en los EEUU. 4 años más tarde esta ley se modificara para permitir a las autoridades locales poder condicionar la participación política o silenciar críticas de medios de comunicación. Las protestas contra el gobierno y los movimientos sociales serán los principales afectados.

En el año 2003 en la universidad moscovita conocida como Universidad de Amistad de los Pueblos se desatara un incendio que acabara con la vida de 40 personas y otras 200 resultaran heridas. Esta universidad fue creada en el año 1960 durante el gobierno presidido por Nikita Krushchev bajo el nombre de Universidad de Amistad de los Pueblos Patricio Lubumba y tenia como su objetivo principal facilitar la enseñanza a estudiantes provenientes de países pobres. Tras el colapso de la URSS, cambio de nombre y con la ayuda de la UNESCO se mantuvo con unas instalaciones en progresivo abandono. Pese a que tras el incendio las autoridades esgrimieran la mala situación de las instalaciones como las causante del suceso, la dinámica de acoso y ataques contra extranjeros que se venían sucediendo y el propio testimonio de estudiantes señalaban a jóvenes rapados nazi-fascistas con vestimenta skin como los autores.

Desde esta fecha 300 han sido las personas que han muerto bajo la violencia por motivos racistas siendo los uzbecos los principales afectados, seguidos de kirguises, tayikos, azerbayanos y armenios. En el 2006 en San Petesburgo un grupo de boneheads mato hace unos años a una niña tayica de 2 años y medio. Ese mismo año en un mercado de Moscú una bomba fascista acabo con la vida de diez personas. También suelen ser habituales las deportaciones de inmigrantes por parte del Estado.

A esta cifra de fallecidos habría que sumarle los activistas pro derechos humanos, abogados, periodistas (mas de 250 desde 1991), disidentes de las políticas del Kremlin…hasta llegar a la cifra de los 800 desde el año 2004. Son también habituales la quema de mezquitas y sinagogas así como de galerías de arte.


La autoría de atentados con armas de fuego se atribuye principalmente a agentes ligados a los aparatos de Estado que contarían si no con la complicidad con la pasividad de las autoridades (bien por interés o bien porque hacerles frente provocaría tensiones); y a bandas de jóvenes nazi-fascistas amparados por una docena de partidos de ultraderecha que agrupan a entre 50.000 y 70.000, repartidos principalmente en 89 ciudades entre las que destacaríamos San Petesburgo, Leningrado, las ciudades siberianas de Volgogrado y NovoSibirsk y como no Moscú en donde se calcula que forman un movimiento de mas de 20.000. Muchos de estos jóvenes forman parte también de peñas futbolísticas que trasladan el mensaje fascista a los campos de fútbol.

Entre las organizaciones ultraderechistas las principales serian el Partido Nacional Socialista Ruso (PNSR) creado en 1993. Sus bases ideológicas estarían formadas por el cristianismo ortodoxo y por un nacional-socialismo con un estado central. Su emblema es el “Labarum” que es el monograma de Jesucristo y que el Emperador Constantino lo adopto como heráldica para sus soldados. En los noventa logro notoriedad con un discurso enérgico desde sus medios de comunicación lo que le enfrento al gobierno. Esta considerado como una organizacion paramilitar ya que tiene secciones de asalto y de proteccion.

Otra organización seria Pamyat (Memoria) o el Frente Nacional Patriótico, que diversas fuentes afirman que fue creado en los 80 y que desafió al régimen restaurando edificios religiosos destruidos durante la URSS. Su lema es “Dios, Zar y Nación” y promueve la vuelta a una monarquía con un estado corporativo.

Existen otras organizaciones como Partido Nacional Republicano de Rusia, Unión de Cristianos Renacidos, o Unión Eslava, los paramilitares del HCO y de Unión Nacional Rusa y así hasta decenas de células nazis y más de 800 portales en internet en los que en bastantes ocasiones se encuentran temas como el paganismo mítico

La organización que mayor repercusión esta teniendo en los últimos años es el Movimiento Contra la Inmigración Ilegal (DPNI). Militantes de esta organización estuvieron a la cabeza de pogromos contra las comunidades originarias del Caucaso. Ocurrió en septiembre del 2006 y durante varias noches acosaron y quemaron propiedades.

El DPNI es organizadora junto a Unión Eslava (creada en 1999) de la Marcha Rusa un acto de recuerdo a soldados rusos que en el 2000 murieron en una emboscada de la guerrilla chechena y en el que se puede ver simbología fascista y eslóganes ultras.

No nos podemos olvidar del movimiento representado por el Partido Nacional Bolchevique que pretende aunar un nacionalismo reaccionario ruso con el comunismo. Este movimiento a llegado a compartir movilizaciones con el Partido Comunista. Al igual que otros partidos de extrema-derecha europeos como el español Movimiento Social Republicano reivindican la llamada Tercera Vía, una inexistente posición entre el capitalismo y las diferentes corrientes socialistas que se han dado en la historia. Su ideologia se podria resumir en el culto a la personalidad de Stalin (como autoritario jefe de Estado) y en la gran Rusia representada en el modelo sovietico asi como en la defensa de la nacionalidad rusa desde una optica xenofoba y racista.

Tambien merecen mención especial a sectores de la Iglesia ortodoxa que reivindican un Estado monolítico ortodoxo y nacional ruso.

Antifascistas en el punto de mira
Los movimientos antifascistas, inmersos también en dinámicas de los movimientos sociales participan activamente en la solidaridad con refugiados e inmigrantes, buscando salvar las distancias culturales y sociológicas entre diferentes comunidades. Son de destacar las actividades realizadas por los miembros de Moscú Trojan Skinheads que desde hace varios años trabajan por una escena skinhead que vuelva a sus orígenes de antirracismo y antifascismo, llevando adelante un enorme trabajo de solidaridad antirracista con las personas refugiadas provenientes de los países del Caucaso.

Estos activistas se ven habitualmente inmersos en enfrentamientos con bandas de nazi-fascistas. En San Petesburgo el acoso ultraderechista ha sido casi diario hasta hace pocas fechas. En Siberia el acoso y crueles muertes de inmigrantes eran habituales en varias de sus ciudades, ataques que contaban en muchas ocasiones con apoyo de la población autóctona.

La violencia de choque se ha cobrado la vida de varios antifascistas en los últimos años, Timar Kacharava y Alexander R’uhin en el 2006, Ilya Borodaenko en el 2007, Alexey Krylov, Olga Rukosyla y Feodor Filatov en 2008.

Este año caen en Moscu la activista anarquista Anastasia Babúrova junto con el abogado Stanislav Markélov, envuelto en procesos judiciales contra nazis y mafias. A principios de verano correra la misma suerte el skin y militante antifascista Ilia Dzhaparidze.

Ilia era un joven skin originario de Georgia afincado en Moscú y miembro activo de SHARP, lo mataron de la misma manera que lo hicieron con su compañero de organización Feodor Filatov, esperándole debajo de casa y tras dispararle un tipo de balas de metal recubiertas de goma, le asestaron varias cuchilladas causándole gravísimas heridas.

El pasado 16 de noviembre moria a balazos el joven antifascista Moscú Ivan Khutors, un joven de 26 años que ya había recibido otros tres ataques neonazis desde 2005, después de que varios foros ultras publicaran sus datos personales. Habían intentado acabar con su vida clavándole un destornillador en la nuca, agrediendolo con un bate de béisbol, apuñalandolo en el estómago y finalmente disparandolo a la puerta de su casa. Ivan militaba en el RASH y era muy querido dentro de los círculos antiautoritarios rusos por su activismo y su vinculación con la música.


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Los Rusos nunca fueron comunistas de pensamiento,simplemente han vivido en una Dictadura que era comunista.

Luca Benidze dijo...

los que conocen rusos ,conocen la cultura de lo srusos en el fondo doto sera de acuerdo de primer comentario!
en realidad lo srusos son nazistas da facistas de elma i cuerpo de toda le mentalidad!
desaparesieorn muchas minorias ethnicos bajo imperio rusa !
putin es un kriminal i asesino de gran escala es peor que stalin!

Archivo del blog