Independentismoa-antikapitalismoa-autogestioa-oroimena-komunismoa-herria-kontrainformazioa-duintasuna-formakuntza-parekidetasuna-borroka-elkartasuna-eztabaida-sozialismoa-lurralde batasuna-antinperialismoa-dialektika-iraultza-euskara-amnistía-nortasun nazionala-internazionalismoa-langileria-kultura-erresistentziak

2011/03/15

Revoluciones por venir. Mumia Abu-Jamal

Mientras las llamas de la rebelión y la resistencia se prenden en las antiguas ciudades árabes, los politólogos de Estados Unidos (especialmente los derechistas) nos advierten de la perdición inminente en la forma de alzas en el precio de la gasolina y de una pesadilla que provoca reacciones casi histéricas ––¡los islamistas!

Pero hay algo curioso sobre las rebeliones y las revoluciones: pueden empezar de una manera, pero nadie ––¡Nadie!––sabe como van a terminar. Ésta es la naturaleza de las revoluciones.

Parece que las voces de la clase de politólogos estadunidenses han olvidado que los Padres Fundadores de Estados Unidos, a quienes les encanta venerar y elogiar como “profetas de la libertad”, eran de cierta manera revolucionarios que enfrentaron (con un poco de ayuda y dinero de los franceses) al imperio más poderoso de la época ––el británico.

La mera idea de tener una nación sin rey era... revolucionaria. Por eso, cuando Francia hizo su revolución unos años después, las coronas de Europa se unieron en una conspiración para aplastar a los revolucionarios franceses. En aquel entonces se creía que los reyes y las reinas gobernaban por la voluntad de Dios, es decir por derecho divino.

Las revoluciones en Estados Unidos, Francia y Haití desafiaron esa teoría y mostraron su falsedad.

Al hablar desde la galería de la Casa de Diputados federal en 1848 [antes de ser Presidente], Abraham Lincoln dijo: "Un aspecto de las revoluciones es que no obedecen los antiguos lineamientos y leyes, sino que rompen con estos y crean algo nuevo".

Las fuerzas que ahora estallan en varios países de África del Norte y del Golfo Pérsico fueron contenidas durante generaciones por poderosos gobiernos, represivos y despiadados, muchos de los cuales han sido fieles aliados de Estados Unidos. Las fuerzas desatadas en las recientes semanas amenazan con trastornar muchas, tal vez la mayoría, de las viejas relaciones y acuerdos que son las bases de la política estadounidense en el Medio Oriente.

Es notable que ningún "experto" sobre la región y prácticamente ninguna cabeza parlante de la televisión tenía la menor idea de lo que iba a pasar, hasta que el muro de contención se rompió y la hirviente rabia brotó.

No sabemos cuándo ni dónde estas fuerzas se vayan a disipar. Se pueden irradiar durante años. De hecho, se pueden extender hacia otras partes del mundo.

Ésta también es la naturaleza de la revolución.

Desde el corredor de la muerte soy Mumia Abu-Jamal.

--(c) '11maj
26 de febrero de 2011
Audio grabado por Noelle Hanrahan:
www.prisonradio.org
Texto circulado por Fatirah Litestar01@aol.com
Traducción Amig@s de Mumia, México

Archivo del blog